Los temas tratados hasta el momento muestran a las claras los inconvenientes que conlleva este proyecto. Por lo tanto, nuestra oposición no se basa en la nostalgía del pasado o el rechazo de cualquier cambio.

 

¿Es este proyecto faraónico realmente   indispensable para responder a un desarrollo de los flujos de las mercancías que sería ineluctable?

  De forma evidente no son explotadas todas las posibilidades que ofrece un desarrollo eventual de las vías existentes ferroviarias o marítimas como lo demuestra el documento entregado al subprefecto, y al prefecto por nuestros compañeros de la   asociación Actival durante la manifestación del 10 de enero de 2008.

Para lograr más información

 

¿A qué lógicas responde el desarrollo de los flujos de las mercancías ?

 

Digamos primero que estamos a favor de un desarrollo de los intercambios entre países, y el intercambio de mercancías forma parte de ellos. Pero ¿ por qué deberíamos seguir desarrollando flujos de   mercancías que no responden a las necesidades fundamentales de las poblaciones,   que a menudo los empobrecen y refuerzan la contaminación? De la respuesta a esta pregunta depende que el transporte ferroviario de mercancías sea un factor de progreso para la humanidad o una   simple coartada ecológica.

Para informarse

 

¿Es realmente necesario que las gambas danesas vayan a Portugal para ser descortezadas antes de regresar a los países del Norte? ¿o qué las patatas neerlandesas viajen hasta Italia para volver peladas al Benelux?

  De forma más dramática todavía, los expertos 1- y analistas de horizontes muy distintos se ponen de acuerdo para reconocer que el hambre en el mundo está directamente relacionada con la política de primas a la exportación y el dumping practicado para los alimentos en excedencia (alitas de pollo, cereales ..). El transporte masivo de estos alimentos a los países africanos y de otros continentes hace que la producción local no pueda soportar la competencia, y sea condenada a desaparecer ya que crea dependencia, insolvencia y los motines del hambre.

 

El enlace norte-sur del cual formaría parte la travesía central del   Pirineo forma desgraciadamente parte   de esa lógica y la deslocalización industrial es su otra cara, verdadera « fábrica de parados » aquí, y campo suelto a la sobreexplotación allá.

¿Por qué deberíamos aceptar ver nuestros valles destruídos   en beneficio de un supuesto progreso que llega a ser

  perjudicial ? El comercio justo entre países de economías menos dependientes crearía un contexto diferente para el flujo de mercancías, en el que se desarrollarían primero   el comercio local y regional.

En cambio, los operadores públicos como la SNCF liquidan los servicios de transporte de mercancías locales para reorganizarse en vistas a la privatización y con el objetivo de convertirse en   líderes del transporte internacional de mercancías!

 

Entendemos el interés que pueden tener los grandes operadores privados en la producción y distribución para el desarrollo del tráfico internacional (y por lo tanto en la TCP), ya que es una fuente de enormes ganancias para ellos.

Nos interrogamos de nuevo acerca del tipo de   promesas de beneficios para nuestro pueblo que los grupos de presión financieros han sido capaces de hacer para conseguir el apoyo de nuestros elegidos regionales y locales.

 

  1-Entre otros: Jean Ziegler, Relator Especial de la Comisión de Derechos Humanos de las Naciones Unidas por el Derecho a la Alimentación